Palabra duradera Comentario bíblico Salmo 91

2020-10-09

Psalm 91

Hay, entonces, una larga historia de lectura del Salmo 91 como un poema sobre demonios. Esa historia es tan antigua como la variante griega, y todo depende de cómo se entiendan los poderes de la muerte en los versículos 5-6.

Luego, tenemos nuestra última barra visible que alberga nuestro logo y navegación. Esta barra se vuelve pegajosa a medida que se desplaza hacia abajo en la pantalla y también se reduce a una proporción específica de su tamaño original.

Es en Jesús que vemos que Dios es abrumadoramente victorioso. Vemos que la historia gloria rezo no termina con Jesús en la tumba, sino con Jesús vivo como Rey de todo.

Aunque hablo lenguas de hombres y de ángeles, y no tengo amor, soy como metal que resuena o címbalo que tintinea. Y perdónanos nuestras transgresiones, como nosotros perdonamos a los que nos gloria rezo rebelan. Estas son las fiestas de Yahuah, las santas asambleas que proclamaréis en sus tiempos señalados. eth-yachiyd, para que todo aquel que en él cree no se pierda, mas tenga vida eterna.

He aquí vienen días, dice Yahuah, en que haré un Pacto Renovado con la א eth-house de Yashar’el, y con la את eth-house de Yahudah. 15 El me invocará, y yo le responderé; Estaré con él en la angustia, lo libraré y lo honraré.

Psalm 91

Cuando se mantiene firme en la fe para la protección del Salmo 91, verá caer a los que le rodean, pero ese mal no se acercará a usted. Cuando usted pone su amor en el Señor, deseará amar a los demás como Él los ama, pero si deja de amar, está entrando en el territorio de Satanás. La lucha, la falta de perdón, la rebelión y el orgullo son todas horarios de misas en usa herramientas que el diablo usa para entrar en su hogar y provocar problemas. La buena noticia es que puede vivir en una fortaleza de protección del Salmo 91 y crear un ambiente en su hogar que haga huir al diablo. Pero como cualquiera de las promesas de Dios, usted tiene la responsabilidad de recibir las promesas del Salmo 91 por fe.

Cubre todos los peligros: enfermedad, asalto, crimen, tornados, incendios y cualquier otra amenaza a su seguridad y bienestar. A través de Jesús, estamos llamados a ser una luz para nuestro prójimo. A través de Su luz, un día, nos uniremos a la fiesta celestial. Procedente de la península superior de Michigan, Adele Werner es redactora publicitaria en Concordia Publishing House.

Observe cómo los enlaces mantienen su posición y el logotipo se escala automáticamente. 9 Si dices: “El Señor es mi refugio” y haces del Altísimo tu morada, 10 ningún mal te sobrevendrá, ningún desastre se acercará a tu tienda. 11 Porque él mandará a sus ángeles acerca de ti que te guarden en todos tus caminos; 12 te levantarán en sus manos, para que no golpees tu pie contra una piedra. 13 Sobre el león y la cobra pisarás; hollarás al gran león ya la serpiente.

Psalm 91

Dedicada a Jesús, le apasiona servir a los demás y compartir el Evangelio. Ella es una ex alumna de la Universidad de Michigan, donde se desempeñó en varios ministerios. En su tiempo santa misa libre, puede encontrarla pasando tiempo con su esposo y amigos, leyendo o viendo películas. En el Salmo 91, vemos la necesidad de buscar al Señor cuando el mundo parece aterrador.

Oración, paz y pestilencia: Salmo 91 y hoy

Psalm 91

Fondo del Salmo 91

14 Porque al que es, probablemente el rey me ama, dice el SEÑOR, lo rescataré; Voy a protegerlo, por reconocer mi nombre. 4 Él te cubrirá con sus plumas, y debajo de sus alas encontrarás refugio; su fidelidad será tu escudo y tu baluarte. En cuanto al primer peligro, דֶּבֶר, la LXX señala la palabra de manera diferente a MT en ambos versículos. En el v. 3 se traduce ἀπὸ λόγου ταραχώδους, “de una palabra problemática”, lo que implica señalar דִּבֻּר, o quizás דָּבָר. En el v. 6 traduce ἀπὸ πράγματος, “de un hecho”, lo que también implica que leyó דָּבָר.

  • Y también lo son las palabras del buen hombre que confía en el Señor.
  • Cuya providencia estaba de una manera peculiar sobre él.
  • Cuyo poder lo protegía, y era para él un asilo o ciudad de refugio; para que nada pudiera hacerle daño.
  • O más bien del salmista mismo, viendo su seguridad en medio del peligro y atribuyéndola al Señor.

Las promesas de protección abundan en toda la Biblia, pero hay un lugar donde puedes encontrarlas todas juntas en un solo pasaje lleno de poder, y ese es el Salmo 91. El Salmo 91 es el pacto de Dios para la protección divina.

Dios no promete que no seremos afectados por la oscuridad y el peligro de un mundo pecador, pero sí nos promete seguridad y victoria en Jesucristo. Descansamos en el conocimiento de la resurrección y gloria oracion confiamos en Dios, sabiendo que Él tiene un plan para trabajar esto para bien. A medida que avanzamos hacia una confianza más profunda en Dios, nos recordamos que sus promesas se cumplen en Jesús.

Salmos – Capítulo 91 תְּהִלִּים

Muchos intérpretes, desde la antigüedad hasta el presente, han entendido que los dos peligros del versículo 6 no son epidemias, sino espíritus malignos o demonios. La idea ya está atestiguada en la LXX, que traduce la frase final como “la desgracia y el espíritu maligno del mediodía” (ἀπὸ συμπτώματος καὶ δαιμονίου μεσημβρινοῦ).

Realiza un comentario